El póquer y sus lecciones

El póquer y sus lecciones

3/26/2015

A continuación compartimos algunas lecciones del póquer que son válidas a la hora de emprender:
1. Habilidad mata suerte.  El factor suerte es una variable importante pero, a largo plazo, sin duda son los jugadores/emprendedores con habilidad los que terminan ganando.

2. Recuerda que es un juego a largo plazo. Puedes ganar o perder en una mano, pero lo que importa es lo que va a ir sucediendo después. Nunca te olvides de ello.

3. Apuesta todo (All-in). Cuando hay que jugársela, debes jugártela. Hay momentos en los que tienes que apostar todo y tener la determinación suficiente para hacerlo.

4. Reconoce cuándo debes tirar las cartas. Un buen jugador no entra en todos los juegos. Entra cuando tiene buenas cartas. Por otro lado, a pesar de tener buenas cartas, no siempre tienes que enamorarte de ellas.

Lo mismo pasa con las ideas de negocios. Pueden ser muy buenas al principio, pero luego si no funcionan, hay que saber desecharlas.

5. No juegues al póquer si no lo entiendes, aunque veas a otros ganar dinero. Si no sabes jugar, serás “carne de cañón”. Si quieres aprender, primero juega gratis para aprender (toma un empleo) y luego juega por dinero (lanza tu propia empresa). Pero atento, muchas veces cuando juegas por dinero no es lo mismo que cuando juegas gratis… te puede temblar el pulso, pero sin duda es más divertido.

6. Aprende de los errores y aciertos. No te olvides de aprender de tus errores y horrores. Eso sí, que no te cuesten muy caro. También aprende de los aciertos, que son más importantes que los errores.

7. Edúcate constantemente. Lee libros, blogs, asiste a conferencias. Aprende de los profesionales que hayan ganado antes. Aprende rodeándote de jugadores talentosos. Eso sí, nada reemplaza el aprendizaje por tu experiencia propia. Aprende y comparte experiencias con el resto de los jugadores.

8. Fíjate bien en qué mesa te sientas. Es como evaluar una oportunidad de mercado. La elección de la mesa puede ser una de las decisiones más importantes que tomes. Puedes estar ahí toda la noche y ganar migajas o bien grandes pozos.

9. No mientas. Los mentirosos pueden robar alguna mano, pero a largo plazo son los que pierden, especialmente su reputación.

10. Cuida tu reputación. Es como la imagen de una empresa. Como el packaging de un producto. Cuida tu marca. Haz que te respeten y respeta también a los demás.

11. Diferencíate. Haz lo opuesto de lo que hacen los demás en la mesa. Posiciónate.

12. La esperanza no es un buen plan. Mejor juega con información y conocimiento. Maneja probabilidades. Mide. Ten un dashboard. Maneja probabilidades y escenarios.

13. Conoce a tu competencia. Estudíala. Analízala. Leela. Su patrón de comportamiento es clave. También el manejo de la información es muy importante.

14. Mira quién te mira. Atento que no sólo te pueden estar mirando los jugadores de la mesa.

15. Habladores y hacedores. Escucha lo que la gente dice, pero enfócate en lo que hacen.

16. Asegúrate de tener suficiente dinero. No entres con poco dinero. Debes tener suficiente para que no te quedes sin nada a la mitad. Cash is the King.

17. Juega en las grandes ligas. Para ganar un buen pozo hay que jugar en las grandes ligas (mesas con luces grandes).

18. Ten un “estrategia de salida”. El buen jugador sabe salir del casino cuando está ganando (o perdiendo).

19. Ten paciencia. El buen jugador no participa en todas las manos, sino en aquellas en las que tiene mayor probabilidad de ganar.

20. Ahuyenta a los potenciales competidores. Si tienes una buena mano, deshazte de los potenciales competidores para que ellos no te lo hagan a ti.

21. Timing. Mide el timing para entrar. Descubre cuándo hacer “check” y cuándo apostar. Ni antes, ni después. Entrá en el momento justo. No te adelantes en tu apuesta, ni te retrases. Te puede salir caro o bien podrías ganar sólo las migajas.

22. No robes las luces. No vale la pena apostar mucho para robarse un pozo pequeño o las luces. Mejor apostar a un pozo más jugoso.

23. Tómate tiempo para descansar. Si no duermes bien, si tomas de más y no estás en buenas condiciones físicas, el cansancio no te va a llevar a buen puerto. No es cuestión de la cantidad de horas que estés en la mesa, sino de la calidad de las mismas y de la ejecución correcta.

24. Sé amable. La comunidad es pequeña. Todos se conocen. Nunca sabes quién está sentado en tu mesa. Sé amable y cordial con el resto de los jugadores. Haz amigos.

25. Disfruta. Tienes que disfrutar el juego.

Vía AltoNivel

Luis Fernando Heras Portillo
www.luisfernandoherasportillo.net